Día: abril 6, 2017

Obedecer: un valor para los cristianos

Obedecer

Formar “Buenos Cristianos y honrados ciudadanos” era el proyecto de trabajo que Don Bosco perseguía para sus jóvenes y que hoy siguen los Salesianos en todo el mundo. Jóvenes que viven obedeciendo a Dios sin descuidar sus responsabilidades como ciudadanos de sus países.

En un ambiente de familia siempre consideraba Don Bosco como fundamental la obediencia. Obedecer es una forma de amar. Como cristianos estamos llamados a obedecer a nuestras autoridades lícitas (padres, maestros, gobierno) y a la ley humana justa, pero ni quien manda ni quienes obedecemos debemos caer tampoco en la obediencia ciega: «Te obedezco en la medida en que esa orden obedezca a Dios», o como dijo Santo Tomás Moro antes de ser ejecutado por el rey Enrique VIII (fundador del anglicanismo): «Muero siendo un buen servidor del rey, pero primero de Dios».

P. Salvador Murguía sdb