Aprender a relacionarse…

depresión-niños

Las personas somos sociales por naturaleza y para poder ser necesitamos del contacto con los otros. A través de la relación con los demás, el individuo se reafirma en su ser, es decir necesitamos de un tú para poder ser un yo. Las relaciones interpersonales, son por lo tanto una parte importante y necesaria en la vida de las personas.

En ocasiones aparecen dificultades para relacionarse y establecer relaciones interpersonales ricas y satisfactorias que contribuyan al desarrollo y crecimiento personal. Los niños y niñas con dificultades para hacer amigos y relacionarse, suelen presentar déficit en sus relaciones sociales y esto es motivo de preocupación para las familias.

Las relaciones sociales en la infancia y la adolescencia

En las primeras etapas de la vida, en la infancia y la adolescencia, las relaciones con los iguales son fundamentales ya que constituyen una de las principales fuentes de socialización, que van a contribuir al desarrollo global del individuo y son la base de las futuras interacciones interpersonales. En esta etapa se producen los aprendizajes y se desarrollan las habilidades sociales. Las dificultades para relacionarse inciden negativamente en otros aspectos como el desarrollo de las competencias sociales y la autoestima.

En esta etapa, las relaciones con los iguales constituyen una de las bases del desarrollo, es fundamental procurar unas interacciones adecuadas, y dotar a los pequeños de habilidades para desenvolverse en la esfera social. No importa si las relaciones son satisfactorias o no, lo fundamental es que desarrollen aprendizajes para comunicarse, desenvolverse, resolver conflictos, defenderse sin atacar, etc.

Beneficios de las relaciones sociales en la infancia y adolescencia

  • Contribuyen al desarrollo de la personalidad.
  • Ayudan a la formación del autoconcepto y una sana autoestima.
  • Son la base para el desarrollo de habilidades sociales.
  • Contribuyen al desarrollo global del individuo.
  • Posibilitan el ajuste psicosocial que sustenta el desarrollo (cognitivo, social, afectivo y emocional).

¿Por qué algunos niños/as tienen problemas para relacionarse?

Algo que parece natural y para algunos niños y niñas es muy sencillo, se puede convertir en un reto para otros niños y niñas. Algunos pequeños tienen dificultades para hacer amigos y establecer relaciones interpersonales. Juegan solos y parecen estar aislados del grupo de iguales. Este asilamiento no es lo natural, es importante conocer las causas del mismo, para poder actuar y hacer frente al mismo.

  • Baja autoestima
  • Malas experiencias previas al relacionarse con los iguales, esto unido a la baja autoestima, hace que se genere un rechazo o miedo a relacionarse con los demás.
  • Escasas o nulas habilidades sociales y estrategias para relacionarse.
  • Carencia de estímulos sociales sanos.
  • Fobia social o miedo a la opinión de los otros.

10 Consejos para ayudar a los niños y niñas a relacionarse

  1. Cuida su autoestima. Una sana autoestima, les dotara de la fuerza necesaria para enfrentarse a los demás y desenvolverse sin miedo a ser juzgados.
  2. Desarrolla habilidades sociales y estrategias para relacionarse. Para ello procura un ambiente rico en relaciones sociales con diferentes personas de diferentes edades desde un principio.
  3. Sirve de ejemplo, aprenden más de las conductas y actitudes que observan en los demás, que de lo que les decimos. Enséñales cómo te desenvuelves socialmente.
  4. Procura que tenga diferentes actividades en las que pueda relacionarse con iguales. A veces pueden tener dificultades en un determinado círculo social, pero no en todos. Por eso procurarles diferentes círculos en la manera de conseguir que se desenvuelvan, puedes probar con los compañeros de clase, algún deporte, actividad, vecinos, familiares, etc.
  5. Enséñales estrategias para resolver conflictos, pero no se los soluciones tú. Prueba a ensayar la solución o las maneras de proceder con ellos.
  6. Dales autonomía para enfrentarse a sus retos sociales. Es importante que tengan confianza en sí mismos y para ello tienen que hacerlo solos.
  7. No les etiquetes, juzgues o compares con otros niños o niñas.
  8. No les presiones para que salgan, hablen con otros niños/as o jueguen con ellos. Las relaciones sociales han de ser distendidas y naturales, presionarles solo contribuye a que estén tensos y les cueste.
  9. Muéstrales tu apoyo y cariño.
  10. Presta atención a la posible existencia de otros problemas como el acoso escolar.

Celia Rodríguez Ruiz

Psicóloga y Pedagoga

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s